Seguro que has escuchado o visto en las redes sociales este término: batch cooking. ¿Pero sabes realmente qué es? No te preocupes, aquí te explicamos un poco mejor en qué consiste esta forma de planificar las comidas para ahorrar en casa y comer más saludable.

El batch cooking es una forma de planificación de las comidas de la semana. Lo que siempre se ha llamado “cocinar el domingo”. Se trata de organizar una jornada de cocina de varias horas para preparar los platos del resto de la semana y así ahorrar tiempo, dinero y además comer más saludable. Ya que cuando tenemos un menú preparado de antemano, solemos caer menos en las tentaciones del día a día.

La planificación de batch cooking

Una de las cosas más importantes que tienes que hacer si quieres unirte a esta forma de cocinar es organizarte y planificarte. Tienes que saber cuándo ir a comprar al supermercado Dialprix los productos en función de cuándo podrás disponer de varias horas para cocinar. Por lo general, los domingos es un buen día para meterte entre fogones, así que el sábado podrás hacer la compra de todos los alimentos.

Antes de ir al supermercado a comprar, haz primero una lista de las comidas y cenas que quieras preparar. Después desglósalos por los ingredientes que necesitas en cada receta para evitar tirar alimentos porque se ponen malos. Puedes usar un mismo alimento para varios platos o prepararlos de forma diferente en varios días.

vegetales

Ejemplo de batch cooking

Si piensas que esto es muy complicado para ti, te equivocas. Sólo se trata de dedicarle un poco más de tiempo las primeras veces, luego ya sabrás qué recetas preparar para cada día y será mucho más sencillo.

Nosotros te dejamos un ejemplo de cómo organizar algunos platos para el batch cooking de una semana.

Incluye en tu lista de la compra frutas como fresas, mandarinas y kiwi, además de verduras como pimiento rojo, berenjena, calabacín, zanahoria, coliflor, cebolla, apio, patata y puerro. Puedes añadir algo de pescado de la pescadería Dialprix, unos filetes de ternera y unas pechugas de pollo de nuestra carnicería. No te olvides de algo de pasta integral, lentejas y huevos.

Con estos ingredientes en unas pocas horas puedes preparar muchísimas recetas para algunas de las comidas, almuerzos y cenas de la semana:

Prepara la fruta en tuppers con yogurt y guárdalo en el frigorífico para llevar a la oficina y almorzar de forma saludable al día siguiente.

Corta las verduras: pimiento rojo, berenjena, calabacín, patata y mitad de cebolla y ponlas al horno. Con esto tendrás unas ricas verduras a la brasa para acompañar como guarnición a los filetes de ternera y además unas patatas asadas para la guarnición de unas pechugas de pollo a la plancha. Así no tendrás que esperar que se hagan el día que planifiques comer estas dos recetas.

Tritura la coliflor y preparar una colirroz con zanahoria, guisantes y tortilla como en esta receta. Así tendrás salvada la cena de un día.

Con algunas verduras como cebolla, apio, zanahoria y puerro, prepara un caldo de verduras. Reserva un poco del caldo y añade el resto de las pechugas para hacer un caldo con pollo.

Con el resto del caldo con verduras podrás preparar unas deliciosas lentejas.

Usa el espirilizador de Dialprix para preparar unos tallarines de calabacín. Prepara una salsa de pisto para acompañarlos.

Cuando termines de preparar todos los platos, guardalos en tuppers y congela aquellos que no vayas a consumir al día siguiente. De esta forma sólo tendrás que sacarlos del congelador por la mañana y estarán listos para calentar y tomar a la hora de la comida o de la cena.

recetas saludables

Lo que tienes que tener en cuenta antes de ponerte a cocinar es:

Preparar siempre platos y recetas congelables.

Distribuirlos en porciones. De manera que sólo tengas que descongelar lo que vayas a consumir ese día. Si preparas un potaje y haces más de una o dos porciones, guárdalo en diferentes tuppers para poder tomar otro día de la semana.

Revisa los tuppers que tengas en el congelador. Si no es la primera semana que haces bath cooking, revisa los tuppers para que no se pongan en mal estado.

¿Qué te parece esta forma de planificar las comidas? ¿La probarías?

 

Compartir