¿Eres de esas personas que les encanta el dulce pero también quieres cuidar la línea, sobretodo entresemana? No te preocupes, hoy te traemos una receta para refrescarte tomando un helado delicioso y que, al mismo tiempo, tiene muy pocas calorías.

De modo que, si estás buscando una receta de helado saludable, ¡la has encontrado! Este helado de chocolate y plátano saludable está riquísimo y la textura queda igual que el de la heladería. Es fácil y rápido de hacer y muy barato, Además, le gustará a todo el mundo.

En verano, a todos nos gusta disfrutar de un capricho de vez en cuando, y si este es en forma de helado, bien fresquito… ¡¿quién puede resistirse?!

Bueno, hemos encontrado la forma perfecta para que puedas disfrutar cuando quieres este verano de un helado delicioso y sin remordimientos.

Y si quieres hacer una variación de sabor puedes cambiar el cacao por fresas naturales.

Refréscate con los sabores más naturales y que puedes encontrar fácilmente en tu supermercado Dialprix.

Además, todos los productos usados en esta receta son sin gluten y puedes encontrarlos en tu Dialprix más cercano. ¡Que nadie se quede sin su helado saludable este verano!

Ingredientes:

  • 1 plátano
  • 20 g de avellanas
  • 100 g de Queso Crema 0%
  • Sirope de Ágave (al gusto)
  • 50 ml de bebida de Soja sin Azúcar
  • 3 cucharadas de cacao en polvo 0%

Modo de Preparación

  • Añadir en la batidora y batir.
  • Dejar reposar durante 3 horas en el congelador

Hacer este delicioso helado saludable es lo más sencillo del mundo. Solo tienes que contar con una batidora o trituradora. En el vaso o recipiente para triturar, añade los ingredientes mencionados y bate o tritura hasta conseguir una textura como de natilla.

Deja reposar el resultado durante 3 horas en el congelador y se congelará consiguiendo un estado similar al del helado de las heladerías, solo que hecho a base de ingredientes naturales, en casa, y ¡mucho más barato!

Para disfrutar más este helado, puedes añadir por encima virutas de frutos secos, o trocitos de fresa, si quieres un toque distinto.

Ventajas de los helados caseros de frutas

A nadie se le escapa, que estos helados caseros, que puedes hacer tu mism@ en casa y con unos pocos y sencillos ingredientes, no solo son más baratos que los que puedes comprar ya hechos, o en la heladería. Por supuesto son además mucho más sanos y nutritivos. Ya que, con solo 1 o 2 plátanos, podemos hacer varias raciones de helado.

Pero para dejarlo claro del todo, vamos a enumerar las ventajas y beneficios de decantarse por este tipo de helados caseros que, si sigues nuestros consejos de preparación e ingredientes, comprobarás como no tienen nada que envidiar a los helados de tienda, o que se compran ya preparados. Más bien al contrario.

Puedes usarlos como una ayuda para la pérdida de peso

Es evidente que los helados son un bocado por lo general híper calórico, que además siempre llegan en una época en la que, por la playa, la piscina y la poca ropa, queremos guardar la línea.

Es evidente que un helado entresemana después de comer, puede echar por tierra todo el esfuerzo de la semana.

Para no tener que llegar a estos puntos, y que puedas darte un gustazo cuando te dé la gana, estos helados cuyo contenido es fruta y elementos saludables, te permitirá gozar de tu momento, cuando a ti te apetezca sin que tengas que sentir remordimiento por estar saltándote la dieta.

Helados de frutas para promover hábitos saludables de alimentación

La fruta tiene un alto contenido de diferentes nutrientes que la convierten en un buen complemento para una dieta saludable. Introducir sobretodo a los niños en la fruta a través de los helados es un método que resulta a la vez sabroso y saludable.

Funcionan como una buena fuente de energía

El helado se considera una excelente fuente de energía. Si llevamos cuidado con las cantidades y los ingredientes, podremos disfrutar de helados sin grasas, pero que mantengan los carbohidratos y proteínas para la formación de energía.

Las cantidades moderadas de helado no resultarán en un aumento de peso, y más si se trata de un helado hecho a base de frutas.

El helado: ¿un estimulante cerebral?

A ver, puede que la cosa esté un poquito cogida con pinzas, pero en realidad, lo cierto es que hay un estudio realizado en una Universidad de Tokio, que concluye que tomar helado en el desayuno podría ser justo lo que necesitas para darle un impulso a tu cerebro.

Los investigadores compararon a un grupo de personas que comieron helado con un grupo que se tomó un vaso de agua fría a primera hora de la mañana, y los que comieron helado estuvieron mucho más alerta.

Los escépticos dicen que puede que no sea el helado en sí, porque comer cualquier cosa que tenga vitaminas y minerales conseguiría este resultado frente al agua fría. Sin embargo, algunos dietistas han dicho que podría ser el hecho de que el helado tiende a aumentar los niveles de dopamina en el cuerpo lo que podría hacernos más despiertos y alerta.

En cualquier caso, apoyaremos firmemente este estudio japonés que afirma que tomar helados es bueno para el cerebro. ¡Faltaría más!

Más allá de las bromas, lo cierto es que empezar a optar por helados caseros hechos como este, a base de frutas e ingredientes naturales y saludables, nos permitirá contar con tentempiés, postres o meriendas más dulces y fresquitas, alegrándonos así los días de un verano, que será mucho menos caluroso con estos helados deliciosos.

Si te ha gustado esta receta, no dudes en seguirnos también en nuestro blog y redes sociales.

Así mismo, te invitamos a que pruebes nuevas variaciones de esta receta, o a hacer tus propios helados. Esperamos que te salgan deliciosos, y que, en cualquier caso, nos lo cuentes tanto en comentarios, como por las redes sociales.

Compartir