Vacaciones, sol, playa y tu helado preferido. Este refrescante postre nos lleva acompañando desde niños, no entiende de edades, y es el mejor aliado contra las altas temperaturas. Por eso, no podíamos dejar pasar la oportunidad de compartir contigo dos de las recetas que te harán soportar dulcemente la ola de calor.

Sucumbe a los encantos del helado casero y conviértelo en tu mejor arma para ‘enamorar’ a los tuyos con lo que te traemos hoy en el blog de supermercados Dialprix.

Además, las recetas que te presentamos son 100% naturales y muy fáciles de preparar. ¡Tendrás tu helado en la nevera en tiempo récord! ¿Comenzamos?

Receta de polo de melocotón

Uno de nuestros preferidos: sabroso y nutritivo. El polo de melocotón demuestra que la magia a veces está en la simplicidad.

Te dejamos con ‘el paso a paso’ para su elaboración. ¡Toma nota! 

Ingredientes para 6 polos pequeños

  • 800gr melocotón
  • 100gr de agua
  • 80gr de azúcar

Elaboración

Pela los melocotones y córtalos en trocitos pequeños. Después tritúralos con la batidora junto al agua y el azúcar. No dejes de batir hasta que la mezcla muestre el aspecto de un puré.

Ahora vierte la mezcla en los moldes, ¡unos vasitos de plástico podrían servir! Mete los recipientes en el congelador y espera 1 hora y media.

Trascurrido ese tiempo, la mezcla todavía no estará congelada del todo y podrás colocar los palitos de tus polos de melocotón.

Vuelve a meter los moldes en el congelador hasta el día siguiente. ¡Tus polos ‘healthy’ estarán listos!

Helado de piña y coco

Las frutas tropicales por excelencia protagonizan esta receta. La piña y el coco combinan a la perfección en este helado cremoso que se convertirá en uno de tus postres ‘estrella’ en tus fiestas de verano.

¿Acaso hay algo más irresistible que servir a tus invitados un helado 100% hecho en casa? 

Ingredientes para 1 litro de helado

  • Una piña madura.
  • 1 lata de leche de coco.

Elaboración

Parte la piña por la mitad, pélala y córtala en trozos pequeños. Introduce los trocitos en un recipiente para batidoras y cúbrelos con la leche de coco.

¡A batir! Tritura la piña y la leche de coco durante 5 minutos aproximadamente. Es muy importante que la mezcla final sea homogénea. No dejes que queden grumos.

Vuelca el preparado en un tupper grande y mételo en el congelador durante tres horas. Este momento es clave: remueve la mezcla de tu helado cada 15 minutos durante esas tres horas. Esto te garantizará que quede cremoso y sin cristales de hielo.

Si te chiflan los barquillos ¡es tu oportunidad para ser goloso! Acompaña tu helado de coco y piña con estas finas galletas y disfruta de un fresco postre natural.

¿Qué te han parecido nuestras propuestas? Si también eres fan de los helados y tienes alguna receta casera bajo la manga, ¡te animamos a que la compartas con nosotros!

Además, si te atreves a crear tu propia versión de helados naturales, te invitamos a pasearte por alguno de nuestros supermercados Dialprix para inspirarte. Elige los ingredientes que despierten tu creatividad y aprovecha las ofertas de supermercados que tenemos para ti.

Compartir